martes, 1 de agosto de 2017

Rusia moviliza 8.000 soldados y 50 aviones como apoyo a una posible invasión a Corea del Norte


Como respuesta a una posible acción militar de Estados Unidos contra Corea del Norte, luego de la prueba de un misil balístico intercontinental la semana pasada, Vladimir Putin está preparando 8.000 soldados, 50 aviones de guerra y 3.000 piezas de equipo militar para la guerra, en un masivo "control de praparación para el combate" y mostrar su poderío militar en caso de una posible invasión a Corea del Norte por parte de Estados Unidos.


El enorme simulacro militar tuvo lugar en la región oriental de Transbaikal, a unos 3.000 kilómetros de su frontera con Corea del Norte, en un informe de The Daily Star

A pesar de las sanciones económicas impuestas por el Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas, Corea del Norte continúa con su programa de misiles balísticos y bombas nucleares ante la condena internacional y Estados Unidos culpa a Rusia de tener "una responsabilidad única y especial" para Corea del Norte

En un comunicado, el Ministerio de Defensa de Rusia dijo: "Durante el control de preparación para el combate, el personal de una de las unidades del ejército de armas combinadas desplegadas en la región del Transbaikal marchó por 150 kilómetros y cruzó el río Onon.

"Durante la marcha, helicópteros Mil Mi-24 de ataque cubrieron el material militar".


En una conversación telefónica con Trump hoy, el primer ministro japonés, Shinzo Abe, le pidió que Rusia "aumente la presión" sobre Corea del Norte.

Hablando en Tokio, dijo: "Hemos hecho esfuerzos consistentes para resolver el problema de Corea del Norte de una manera pacífica, pero Corea del Norte ha hecho caso omiso de todo esto y ha escalado la situación de una manera unilateral.

"La comunidad internacional, comenzando por China y Rusia, debe tomar en serio este hecho obvio y aumentar la presión".

Las últimas sancionen de Estado Unidos contra Rusia han desgatado las relaciones entre Moscú y Washington; en respuesta Rusia se ha negado a descartar la acción militar si Trump aprueba nuevas sanciones.


Para mostrar músculo, Rusia sostuvo "un control de preparación de combate masivo", que incluyó con un desfile naval este fin de semana.
  
NOTIMUNDO y agencias de noticias