jueves, 13 de abril de 2017

La fuerza militar no frena a Corea del Norte y amenaza con ataque nuclear


Las tensiones entre Estados Unidos y Corea del Norte se agudizan a medida que la fuerza militar estadounidense se aproxima a la península coreana, mientras Kim Jong-un amenaza con dar una dura respuesta.

"La fuerza militar no puede resolver el asunto", dijo a periodistas el ministro chino de Relaciones Exteriores, Wang Yi, en Beijing. "En medio del desafío hay oportunidades, y en medio de las tensiones también encontraremos una especie de oportunidad para volver a las conversaciones".

Corea del Sur dijo que creía que Estados Unidos lo consultaría antes de cualquier ataque preventivo contra el Corea del Norte.

La paciencia política de los Estados Unidos ha terminado después de advertir severamente a Corea del Norte, que puede estar planeando llevar a cabo la sexta prueba nuclear o más lanzamientos de misiles, desafiando las sanciones de la ONU y aumentando los temores de nuclearizar la península coreana.

No obstante, China único gran aliado y benefactor de Corea del Norte, se opone a su programa de armas nucleares y ha pedido conversaciones que conduzcan a una resolución pacífica.

El presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, desistió de su estrategia  de endurecer las sanciones económicas contra Corea del Norte, según funcionarios estadounidenses, y ha enviado un grupo de ataque en el portaaviones USS Carl Vinson hacia la península que tardará una semana en llegar.

Wang advirtió que la historia llevaría a cualquier instigador a rendir cuentas.

"Quienquiera que provoque la situación, quien continúe haciendo problemas en este lugar, tendrá que asumir la responsabilidad histórica", dijo Wang.

Corea del Norte promete que responderá  a cualquier movimiento "imprudente" de Estados Unidos

El ministro de Relaciones Exteriores de Corea del Sur, Yun Byung-se, dijo al parlamento en Seúl que cree que Washington consultará a Seúl si está considerando un ataque  preventivo. Estados Unidos tiene unos 28.500 soldados en Corea del Sur.

Un grupo de expertos con sede en Washington que monitorea a Corea del Norte, 38 North, dijo que las imágenes de los satélites mostraron el miércoles actividad alrededor del sitio de prueba nuclear Punggye-ri en la costa este que indicaba que estaba lista para una nueva prueba.

Funcionarios de Corea del Sur dijeron que no había nuevas señales para indicar que una prueba era más probable, aunque también dijeron que el Norte parecía dispuesto a realizar una prueba en cualquier momento.

Un influyente periódico chino respaldado por el estado dijo que la mejor opción para Corea del Norte y su líder, Kim Jong-un, era renunciar a su programa nuclear, y China lo protegería si lo hiciera.

"Tan pronto como Corea del Norte cumpla con los consejos declarados de China y suspenda las actividades nucleares ... China trabajará activamente para proteger la seguridad de una nación y un régimen norcoreanos desnuclearizados", dijo un editorial del Global Times, publicado por el comunista El Diario del Pueblo.

El primer ministro japonés, Shinzo Abe, subrayó los temores sobre las amenazas de Corea del Norte, diciendo al parlamento en Tokio que Pyongyang podría tener la capacidad de entregar misiles equipados con gas sarín.

Un alto diplomático japonés dijo que Estados Unidos está poniendo "la máxima presión" a Corea del Norte para que resuelva los asuntos pacíficamente, mientras pone la responsabilidad sobre China para influir en su antiguo aliado.

"Veremos qué acción toma China" dijo el diplomático.

Si bien Japón no veía un alto riesgo de acción militar, esperaba ser consultado por Estados Unidos si decidía atacar. Corea del Norte tiene cerca de 350 misiles que pueden golpear Japón.

Corea del Norte dice que no tiene miedo de un ataque militar estadounidense

El martes, Corea del Norte advirtió de un ataque nuclear contra Estados Unidos ante cualquier señal de agresión estadounidense. El Norte está técnicamente en guerra con los Estados Unidos y Corea del Sur después de la Guerra de Corea 1950-53 terminó en una tregua y no un tratado de paz.


NOTIMUNDO y Agencias de Noticias