viernes, 2 de diciembre de 2016

Beber demasiada agua puede conducir a una emergencia médica, ¿cómo?


bottled water

Durante décadas, "beber mucho líquido" ha sido un consejo médico estándar para las personas que sufren una larga lista de dolencias, incluyendo la gripe y las enfermedades gastrointestinales.
Pero un informe recientemente publicado destaca los peligros potenciales de beber demasiada agua mientras se trata de algo tan simple y común como una infección urinaria.

De acuerdo con el estudio del caso descrito en la revista BMJ Case Reports, una mujer de 59 años en Londres se enfermó gravemente de hiponatremia, una condición que causa niveles de sodio anormalmente bajos, después de beber varios litros de agua en un día para ayudarse de una Infección urinaria recurrente.

Los médicos insisten en que es muy raro que las personas con función renal normal desarrollen hiponatremia, también conocida como intoxicación por agua. 

La condición es más comúnmente observada en personas con ciertos tipos de enfermedades que impulsan sus hormonas anti-diuréticas, o en los atletas de resistencia que terminan consumiendo más agua durante el ejercicio que sus riñones pueden procesar.

Y por supuesto, las personas sanas deben seguir bebiendo mucha agua y otros líquidos, ya que la hidratación mejora una amplia gama de funciones corporales.

Pero en el caso de la mujer londinense, beber demasiada agua la dejó en el hospital con graves síntomas.

Fue admitida en el departamento de urgencias del Royal London Hospital, donde se volvió "progresivamente temblorosa, confundida, vomitó varias veces y tuvo dificultades significativas en el habla", según el informe.

La infección del tracto urinario de la mujer estaba siendo tratado con antibióticos y analgésicos. Pero las pruebas revelaron que su nivel de sodio había bajado a 123 milimoles por litro. El rango normal está entre 135 y 145.

La mujer le dijo a los médicos que bebió varios litros de agua ese mismo día, "para limpiar su sistema".

La intoxicación por el agua "es una emergencia médica y requiere un pronto reconocimiento y acción", dice el informe. BMJ observa que se ha reportado una tasa de mortalidad de casi el 30 por ciento en pacientes cuyos niveles de sodio bajaron por debajo de 125 mmol / L.

El caso más reciente, así como otro historial médico de British Medical Journal en el cual una mujer con gastroenteritis bebió "cantidades excesivas de agua" y más tarde murió, destacan la necesidad de reconsiderar la ingesta de líquidos recomendados para ciertos tipos de pacientes, dice el informe.

El informe dice que hay evidencia limitada detrás del consejo de beber muchos líquidos cuando se trata de manejar "enfermedades infecciosas leves".

"Esto debe ser abordado, especialmente teniendo en cuenta la significativa morbilidad y mortalidad de la hiponatremia aguda".

Fuente: CTV News - Versión en español compartidas en las Redes Sociales por NOTIMUNDO